El Montecristo No. 4 es el puro cubano más vendido dentro del portafolios de Habanos. Además pertenece a la marca más conocida y apreciada dentro de todo el catálogo de Habanos.
Los puros Montecristo hacen referencia a la famosa novela de Alejandro Dumas, El Conde de Montecristo,una de las más demandadas por los torcedores de las fábricas cubanas.
El cigarro Montecristo No. 4 es un cigarro de sabor medio a fuerte y un cepo de 42 (16.67 mm), que tiene 129 mm (5 1/8») de largo. Con un tiempo de fumada de 50 minutos y vitola de galera Marevas, está elaborado en la tierra donde se produce el mejor tabaco del globo, con hojas de tripa y capote seleccionadas en Vuelta Abajo.

Las ligadas de Montecristo ofrecen distinguidos aromas y sabores que satisfacen a los fumadores más exigentes y sirven para establecer comparaciones cuando se evalúan vitolas de nueva creación. Son conocidos en todo el mundo por su sabor picante único y su capa carmelita claro, algo aceitosa.

Montecristo es la compañía de habanos más imitada del globo. Domina el mercado desde 1935, cuando se asociaron las familias Menéndez y García para crear una marca de puros que se convirtió en sinónimo de cigarro de calidad en el mercado norteamericano. La revolución cubana desplazó a ambas familias del control de la compañía, que pasó a ser gestionada por el gobierno cubano. Montecristo vende casi la midad de los habanos que se producen en Cuba.
0 comentarios

¿Cual es tu puro favorito?

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *